Estiman que hay unos 7000 pasajeros que no podrán volar en las próximas horas.

El vocero de la empresa, Marcelo Canton pidió disculpas y paciencia.