Las bajas fueron de un 12% en promedio en relación con el año pasado. Ante la corrida de la semana pasada, los compradores esperaron hasta el fin de semana. Los comerciantes ofrecieron ventas en 3 y 6 cuotas sin interés  resignando rentabilidad