Los analistas la estiman en 54% El acumulado del año marcaría la mayor inflación desde 1991, cuando se ubicó en el 84%.