Norma Ortubia, quien era pareja de Armando Lucero, fue sentenciada en un juicio abreviado después que admitir que sabía que su hija era abusada.
La víctima sufrió desde 1980 hasta 2009 y tuvo, producto de las violaciones, siete hijos-hermanos.
Uno de los abogados de la víctima, Crístian Vaira Leyton, dijo que quedaron conformes con la pena.
Por su parte, la víctima de los abusos por casi 30 años, dijo que hoy comienza a curarse de aquel dolor, que le quitó la identidad de ella y la de sus hijos.